Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

2.2.11

El desafío [Cuento]

Aunque quizás no venga al caso, lo cierto es que aquel hombre era empleado de banca, más exactamente un cajero.

Alto y serio, casi tétrico, le gustaba beber solo y aborrecía la conversación.

Acodado en la barra, moderna y cutre, del miserable bar, recordaba las lejanas barras de cinz en las que acodó sus años mozos.

Tuvo una necesidad. Cuando regresó, supo que la camisa recién comprada había desaparecido.

Apuró la cerveza y espetó al dueño del bar:

-Me han birlao la camisa.

Sin atender a explicaciones, abonó la consumición y abandonó el bar.

Regresó antes de media hora. Con otra camisa, idéntica.

Pidió otra cerveza.

Con una mirada panorámica desafió a los perplejos parroquianos.

Y añadió:

-¡A ver quién tiene güevos ahora y me roba la camisa!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.
Contestaré si tengo algo pertinente que añadir.